El catedrático Desiderio Vaquerizo; el decano de la Filosofía y Letras, Eulalio Fernández; el escultor José Manuel Belmonte y Manuel Castillejos, sujetan el premio Sísifo.

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

El catedrático Desiderio Vaquerizo; el decano de la Filosofía y Letras, Eulalio Fernández; el escultor José Manuel Belmonte y Manuel Castillejos, sujetan el premio Sísifo.
El catedrático Desiderio Vaquerizo; el decano de la Filosofía y Letras, Eulalio Fernández; el escultor José Manuel Belmonte y Manuel Castillejos, sujetan el premio Sísifo.

Redacción. Hace un lustro nació Arqueología Somos Todos, un proyecto de cultura científica del grupo de investigación Sísifo de la Universidad de Córdoba que dirige el catedrático Desiderio Vaquerizo. A través de esta iniciativa, el equipo multidisciplinar pretende tanto divulgar el patrimonio arqueológico cordobés como buscar nuevas fórmulas para acercar los tesoros del pasado que alberga la ciudad a nuevos públicos. Fruto de esta idea nació una asociación cultural con el mismo nombre. Ahora, esta organización ha convocado la primera edición de los premios Sísifo para reconocer los trabajos de investigación, divulgación o defensa del patrimonio arqueológico que se realizan tanto a nivel local como nacional o internacional.

A las dos modalidades de los premios podrán optar instituciones públicas o privadas, colectivos, entidades o personas físicas o jurídicas que hayan destacado en la investigación, la salvaguarda o la difusión del patrimonio arqueológico, en España o fuera de ella. Hay un premio para el ámbito local o regional y otro para el ámbito nacional o internacional. El plazo de presentación de candidaturas para la primera edición, en cualquiera de sus modalidades, está abierto entre el 10 de febrero y el 31 de mayo de 2016. El jurado será nombrado por la Asociación Cultural Arqueología Somos Todos y emitirá su fallo el 30 de septiembre de 2016. La entrega del premio se producirá en un acto académico en octubre en la Universidad de Córdoba.

El galardón de cada categoría es una estatuilla de bronce creada por el escultor José Manuel Belmonte y un diploma acreditativo. En la obra, se muestra a Sísifo alzando sobre sus brazos una piedra e intentando subir una pendiente. El autor ha explicado que «se ha pretendido simbolizar el esfuerzo continuo de la asociación cultural para divulgar y defender el patrimonio arqueológico cordobés». «El camino que pretende superar la figura es ascendente y se ensancha, como señal de que se puede avanzar si se quiere», ha proseguido.

Según el mito, «Sísifo pudo ser un rey de Corinto poco ejemplar. Consiguió burlar la muerte, pero fue castigado por ello con un castigo eterno: llevar una piedra hasta una cima que, antes de llegar, rodaría hacia abajo». Desiderio Vaquerizo recuerda que esta leyenda, procedente de la cultura helénica clásica, puede ser interpretada como «la búsqueda nunca satisfecha del conocimiento, principio rector de los historiadores», pero también, en clave más cercana, «como una metáfora de esta ciudad». Por eso el grupo de investigación que dirige tomó el nombre del torturado monarca corintio.

En el acto de presentación, celebrado en la Facultad de Filosofía y Letras de la UCO, también ha participado Manuel Castillejos como representante de los mecenas de la asociación cultural. «Queremos que el premio sirva de acicate para que la arqueología alcance el nivel que merece dentro de la sociedad cordobesa. Nuestra labor es divulgativa y, a través de estas acciones, pretendemos crear inquietud en la ciudadanía para que se acerque a esta fuente de conocimiento del pasado y posible yacimiento de empleo», ha expresado.