El consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano en su visita a COVAP.

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

El consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano en su visita a COVAP.
El consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano en su visita a COVAP.

Redacción. El consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano, ha resaltado el impulso que ha supuesto la actividad de la Cooperativa Ganadera del Valle de los Pedroches (Covap) en el crecimiento de las exportaciones de alimentos y bebidas en Córdoba, que se han duplicado entre 2009 y 2014 (de 454 a 910 millones de euros), siendo la provincia que más crece en este periodo.

Ramírez de Arellano, que ha visitado las instalaciones de la empresa en Pozoblanco (Córdoba), ha destacado el papel de Covap como ejemplo de «innovación, internacionalización e compromiso con el territorio», valores que ha considerado «clave del modelo económico que queremos para Andalucía».

Se trata, ha añadido, de una compañía que crece «desde el cooperativismo, fórmula prioritaria para el Gobierno andaluz por su base democrática y su impacto en la equidad, el desarrollo local y la cohesión social».

El consejero ha recordado que precisamente el «fuerte tirón del lácteo y los productos cárnicos», junto al aceite de oliva, ha permitido recuperar y consolidar el liderazgo exportador andaluz en el ámbito agroalimentario. En concreto, en los siete primeros meses del año Andalucía ha vendido al exterior en este capítulo por valor de 6.165 millones, 1 de cada 4 euros del total nacional, un 7,7% más que en el año anterior.

Mantener esta tendencia positiva, ha explicado Ramírez de Arellano, «necesita de un sector ganadero fuerte» y Covap está en la Organización de Productores de Leche (OPL) del Sur, «que suma nuestros muchos activos y genera una masa crítica importante para negociar con la industria», además de tener «un alto nivel técnico y de calidad en la producción, aportando valor añadido a los productos».

Para el titular de Economía, la receta es «competir desde el valor, desde las ideas, tanto a nivel internacional como nacional y regional, dar un extra a una actividad y a unos productos de calidad reconocida, porque la innovación no es solo una opción, sino una necesidad para mantener el buen ritmo en el mercado, como bien demuestran Covap y sus socios».

En este sentido, Ramírez de Arellano se ha referido también al Centro de Investigación Agroalimentario, el CICAP, que ha conocido también durante su visita a Pozoblanco y que ha definido como «una pieza fundamental para impulsar desde el conocimiento y la innovación el progreso de Córdoba».

En palabras del consejero, «las empresas agroalimentarias necesitan para crecer y consolidarse creer en la i minúscula que surge al acercarse a la I+D que se hace en nuestras universidades y centros de investigación».

Así lo perciben, ha indicado, la treintena de empresas nacionales y extranjeras que confían en CICAP para trabajos especializados de laboratorio o desarrollo de producto, «un labor que ha logrado con 5,5 millones de financiación andaluza en convocatorias competitivas durante los últimos años».

Covap es una cooperativa ganadera, con más de 50 años de historia, dedicada a la producción y comercialización de lácteos, quesos, ibéricos, carnes y platos preparados, ubicada en la comarca de los Pedroches y el Parque Natural de las sierras de Cardeña y Montoro.

En 2000 empieza su aventura en la comercialización en el exterior, siendo Francia, Alemania y Japón los grandes interesados en sus productos. En la actualidad, COVAP da un paso adelante superando los controles necesarios en la exportación a los EEUU, siendo la primera empresa andaluza en conseguirlo y la segunda de España en este tipo de producción y que le abre las puertas a la exportación en otros países.

Con unos 15.000 socios, Covap cuenta con una producción que ronda las 450.000 toneladas en alimentación animal, 300 millones de litros de leche, 50.000 cerdos ibéricos, 25.000 vacunos y 130.000 corderos.

El Centro de Investigación y Calidad Agroalimentaria del Valle de los Pedroches (CICAP), que inició su actividad en 2009, es un centro de investigación alimentaria especializado en dar servicios avanzados a empresas agroindustriales.

Las actividades principales del centro se concentran en tres áreas: producción primaria, para optimización de la producción agrícola y ganadera, mejoras en materia de sanidad y bienestar animal, mejora de cultivos o tecnología para el control de la recolección; seguridad alimentaria, centrada en el desarrollo de sistemas de control en los alimentos a lo largo de la cadena de producción, identificación de puntos críticos, estrategias de control de zoonosis alimentarias, desarrollo y aplicación de microbiología predictiva; y cadena alimentaria, que desarrolla trabajos de aplicación de tecnología para optimizar procesos industriales, adaptación de los productos al mercado actual, innovación para obtener alimentos funcionales, optimización de la calidad nutricional.