Foto grupal de algunas personas relacionadas con la entidad.

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Foto grupal de algunas personas relacionadas con la entidad.
Foto grupal de algunas personas relacionadas con la entidad.

Redacción. Cruz Roja Española celebró ayer 10 de julio en Córdoba su “Día de Oro” en favor de los más vulnerables, evento dirigido a promocionar el ya muy próximo Sorteo de Oro –tendrá lugar el 23 de julio en Alicante- y a difundir entre la ciudadanía la variada labor social que la institución humanitaria desarrolla en la capital y la provincia.

Medio centenar de personas han colaborado en una actividad que ha servido para darle un último empujón a las ventas del mencionado sorteo, una iniciativa que además de repartir un primer premio de 3 millones de euros, otros dos de 1,5 millones y 750.000 euros respectivamente y cientos de menor cuantía, constituye una forma rápida y sencilla de contribuir a mejorar las condiciones de vida de muchas personas y colectivos vulnerables.

No en vano, este sorteo, que viene celebrándose desde 1980, es uno de los principales recursos con que cuenta la institución humanitaria para mantener la infraestructura de sus asambleas locales -12 en la provincia- y garantizar el desarrollo de los numerosos proyectos solidarios que lleva a cabo.

Así, quien compra un boleto del Sorteo de Oro está haciendo algo más que buscar su propia suerte; una acción tan sencilla como invertir 5 euros en una participación para este sorteo se convierte en una verdadera acción social. “La ciudadanía cordobesa siempre responde a nuestra llamada y nos demuestra su solidaridad. Una vez más, lo hemos vuelto a constatar”, destaca el delegado especial de Cruz Roja, Fernando Veloso.

La recompensa de esa colaboración puede ser doble: por un lado, porque –como ocurrió hace cuatro años en la provincia- puede convertirte en millonario; y, por otro, porque, con sólo 5 euros, se contribuye a hacer más felices a los sectores de la población más vulnerables, desde personas mayores o con discapacidad hasta infancia, inmigrantes, drogodependientes, mujeres en dificultad social, familias en riesgo de exclusión social, personas afectadas de VIH/SIDA, familias afectadas por la crisis o habitantes de otras zonas del mundo necesitadas de ayuda humanitaria y de programas de cooperación al desarrollo.

Como cada año, el Sorteo de Oro se comercializa a través de voluntariado, socios, trabajadores de la institución, oficinas y centros de Cruz Roja, administraciones de Lotería, bancos, cajas de ahorro, estaciones de servicio, oficinas de Correos, supermercados y en miles de establecimientos comerciales.

En la campaña de este año colaboran numerosas empresas y entidades cordobesas, como DEZA, Supermercados Piedra, Grupo Alsara, Masymas, Covirán, Magtel, Sanyres, Radio Córdoba Cadena Ser, la delegación provincial de la RTVA, el Colegio de Farmacéuticos, el Colegio de Abogados, el Colegio de Agentes Comerciales, la Federación Andaluza de Baloncesto, Distrimedios o Daplast.