Imagen de la semifinal

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Imagen de la semifinal
Imagen de la semifinal
Redacción. El Ángel Ximénez Puente Genil bajó el telón de la temporada 2014/2015, la de su consolidación en la Liga ASOBAL, con una más que digna participación en la Fase Final de la Copa del Rey, donde cayó en la semifinal disputada en el Palacio Municipal de Deportes de La Guía (Gijón) frente al FC Barcelona por 34-23 (15-12 en el descanso).

El representante andaluz en la máxima competición estatal plantó cara a un ramplón campeón de Europa hasta que el encuentro ingresó en el último tercio, momento en el que, sobre todo, decidió el poderío físico del conjunto azulgrana.

Lo cierto es que durante la primera mitad el FC Barcelona vivió fundamentalmente de los errores del Ángel Ximénez. Cada equivocación de los andaluces era respondida por su adversario con un letal contragolpe y esta fue la vía por la que se mantuvo por delante en el marcador.

Con todo, el equipo de Puente Genil aprovechó una superioridad numérica para lograr su única ventaja en el luminoso (4-5, min. 12). Pero acto seguido fue el FC Barcelona el que tuvo un hombre más y realizó un 3-0 de parcial que no fue a más, en una superioridad encadenada, gracias a las intervenciones de Álvaro de Hita en la portería.

El partido se mantenía vivo (9-8, min. 21). El Ángel Ximénez y Chispi disfrutaron entonces de sus mejores minutos y el choque se equilibró en el luminoso antes de entrar en los últimos seis minutos del primer acto (11-11).

En este tramo final, el FC Barcelona apretó el acelerador, aprovechó un par de errores de la formación andaluza y se marchó al descanso con una renta de tres goles (15-12) que coincidía con la máxima alcanzada en todo el período.

El inicio del segundo tiempo se convirtió en un intercambio de goles del que se deducía que el FC Barcelona había puesto una marcha más en el partido. Los azulgranas tensaron la cuerda; los cordobeses aguantaron (20-17, min. 37), hasta que la lógica cayó por su propio peso y el campeón de Europa realizó un 8-1 de parcial que dejaba sentenciada la semifinal (28-18, min. 45).

Poco más dio de sí el partido, salvo para que Paco Chirosa exhibiera su calidad debajo de los palos, una muestra que le sirvió, en su despedida como jugador del Ángel Ximénez, para que fuese designado como mejor portero del encuentro.