La Pasión dona sus ganancias.

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

La Pasión dona sus ganancias.
La Pasión dona sus ganancias.

Redacción. Los fondos obtenidos por la venta de los catálogos de la exposición ‘La Pasión’, de Valentín Moyano, se destinarán a la Asociación Española contra el Cáncer. El Servicio de Publicaciones de la Diputación de Córdoba ha sido la encargada de la impresión de estos catálogos, que incluyen las fotografías y textos elaborados por Joaquín Velasco.

La delegada de Recursos Humanos y Cooperación al Desarrollo de la Diputación de Córdoba, Pilar Gracia, ha mostrado “una gran satisfacción por este gesto solidario que culmina el trabajo de todo un año, que dio comienzo con la exposición de esta muestra en el Palacio de la Merced, continuando un periplo por gran parte de Andalucía y por otras comunidades españolas, como Castilla León o Cataluña”.

“Esta exposición ha dado una visión muy novedosa de la proyección de la Semana Santa, con la intervención de un elenco de actores que de forma altruista ha colaborado en este proyecto”, ha apuntado Gracia.

La diputada ha estado acompañada por Nelson Varela, director de actores del equipo de La Pasión, que ha agradecido la colaboración de la Diputación y de otros implicados en este proyecto, “que tiene un broche de oro solidario, ayudando a los que padecen esta enfermedad”.

Asimismo, la vicepresidenta de la Asociación Española contra el Cáncer, Elena Landauru, ha expresado su agradecimiento al equipo de ‘La Pasión’ “por este donativo, de 1.800 euros, tan necesario para seguir avanzando en la lucha contra esta enfermedad”.

La muestra se inauguró en el Palacio de la Merced en abril de 2014, con un total de 70 fotografías en las que Valentín Moyano recrea los últimos momentos de la vida de Jesucristo tomando como inspiración la película homónima de Mel Gibson y sirviéndose de diferentes espacios de la provincia como escenarios.

Las fotografías “reflejan las escenas más impactantes de los últimos momentos de Cristo en distintos espacios”. Así, Moyano recrea la lapidación de María Magdalena, la bendición del pan y el vino en la Última Cena, Jesús orando en el huerto de los olivos, el Prendimiento, la Sentencia, la flagelación y coronación de Jesús, el camino del Calvario, el paño de la Verónica, la Crucifixión, las siete palabras, la muerte y el descendimiento de Jesús y la Resurrección.

Respecto a las localizaciones, se establecieron en las Cuevas Romanas de Córdoba, y en distintos caminos de la capital cordobesa, en Adamuz, Aguilar de la Frontera y Peñarroya-Pueblonuevo.