Cruz Roja nepalí atiende a las víctimas del terremoto

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Cruz Roja nepalí atiende a las víctimas del terremoto
Cruz Roja nepalí atiende a las víctimas del terremoto

Redacción. Cruz Roja hace un llamamiento de ayuda a la población cordobesa para recaudar fondos que le permitan reforzar su labor de ayuda a las víctimas del terremoto de Nepal, que ha provocado la muerte de más de 3.000 personas y 6.000 heridos, según el último recuento de víctimas.

Ante la gravedad de la situación, la institución humanitaria ha lanzado una campaña de emergencia con la que se puede colaborar a través de la donación en diversas cuentas bancarias, del teléfono 902 222292, de la página web www.cruzroja.es o enviando un SMS con la palabra AYUDA al 28092.

El llamamiento excepcional de ayuda lanzado por la organización tiene el objetivo de apoyar las tareas de búsqueda y rescate de la Cruz Roja Nepalí y la atención a las víctimas del seísmo, de una magnitud de 7,8 grados y del que se han producido ya al menos una treintena de réplicas.

Con tal fin, además de 30.000 euros de su cuenta de emergencias, la institución envía hoy 3.200 mantas, 1.680 toldos plásticos, 1.200 bidones de plástico plegables y 507 sets de cocina familiares en un avión fletado por la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo.

La Cruz Roja Nepalí está trabajando sobre el terreno asistiendo a las autoridades locales en la búsqueda y rescate de las víctimas y administrando ayuda y primeros auxilios a los heridos. Dicha entidad tiene gran experiencia en la respuesta a catástrofes naturales y juega un papel determinante en los planes de contingencia ante desastres del gobierno del país.

Desde Cruz Roja se trabaja durante todo el año en la región en preparación para desastres de estas características. Como resultado, la Federación Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja (FICR) ha puesto en marcha una operación internacional para proveer de ayuda humanitaria y asistencia a las víctimas del terremoto, movilizando recursos humanos y materiales de ayuda procedentes de diversos países de la región y de los centros logísticos regionales en Kuala Lumpur y Dubai.

En estos momentos, una de las principales preocupaciones es la situación humanitaria de las ciudades y aldeas próximas al epicentro del terremoto. La accesibilidad a estas zonas es un desafío importante, dado que muchas carreteras han quedado destruidas o cortadas por los desprendimientos de rocas. Esto dificulta los esfuerzos de búsqueda, rescate y socorro de las víctimas. Se teme que la cifra de muertos en estas zonas y los niveles de destrucción serán altos.