El consumo de frutas y hortalizas es imprescindible en una dieta equilibrada.

Javier Collado

Dobuss

El consumo de frutas y hortalizas es imprescindible en una dieta equilibrada.
El consumo de frutas y hortalizas es imprescindible en una dieta equilibrada.

Redacción. Un total de 271.000 alumnos de Infantil y Primaria de 1.000 centros escolares participan en el plan de la Junta de Andalucía para promocionar el consumo de frutas y hortalizas en las escuelas. Esta iniciativa, que desarrolla desde 2009 la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural en colaboración con las consejerías de Igualdad, Salud y Políticas Sociales y de Educación, Cultura y Deporte, se ha ampliado este año a Educación Infantil, lo que ha permitido aumentar en 100 colegios y casi 100.000 niños la participación respecto a la edición anterior.

Este plan, dirigido a alumnos con edades comprendidas entre los 3 y los 12 años, está financiado por fondos europeos (Feaga) en un 75%, correspondiendo el 25% restante de inversión a la Junta de Andalucía. Se trata de fomentar el consumo de frutas y hortalizas en los escolares a fin de incrementar de forma duradera en sus dietas la proporción de estos productos durante la etapa de formación de sus hábitos alimentarios, contribuyendo, de este modo, a la consecución de los objetivos de la Política Agrícola Común (PAC) respecto a la estabilización de los mercados y garantizar los suministros actual y futuro de estos productos.

Con esta actividad se pretende contribuir a reducir problemas de salud relacionados con la alimentación y mejorar los hábitos alimenticios; incrementar y consolidar la proporción de frutas y hortalizas en la dieta infantil; formar y concienciar de los beneficios saludables de las frutas y hortalizas; institucionalizar en los colegios la semana de las frutas y hortalizas; crear nuevos estilos de vida saludables y respetuosos con el medio ambiente y hacer partícipes a las familias y a los profesores como piezas claves.

El programa se desarrolla en tres fases: la adhesión de los centros, medidas de acompañamiento y distribución y consumo. Las medidas de acompañamiento, que deben ser integradas tanto por los profesores como refuerzo a su programa educativo, adaptándolas al nivel propio del curso, como por los padres y madres en el día a día de sus hogares, consisten, entre otras, en el reparto de trípticos informativos sobre el programa, una plataforma de información nutricional del Instituto Europeo de la Alimentación Mediterránea, cursos de formación a los profesores, el recetario infantil ‘Disfruta de las sopas y cremas’ y la ruta de la fruta con el frutibús, entre otras.

Con la última fase del plan, la distribución y consumo, se pretende concluir el proceso de aprendizaje con una actividad en los colegios para que los niños y niñas puedan experimentar sensaciones con estos productos.

Durante este mes de abril, se están entregando melón o gazpacho ecológico y pera en centros escolares. Como novedad, este curso escolar se ha empezado a distribuir el tomate cherry en las escuelas para reforzar la presencia de hortalizas en la dieta de los más pequeños.

Durante los meses de febrero y marzo, se repartieron manzanas y peras, zumo de naranja ecológico, mandarina y naranja ecológica, fresa y manzana roja. Está previsto que en el mes de mayo se distribuya melón o gazpacho ecológico, sandía y manzana amarilla.