Dos de las mujeres guatemaltecas que trabajan en este proyecto.

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Dos de las mujeres guatemaltecas que trabajan en este proyecto.
Dos de las mujeres guatemaltecas que trabajan en este proyecto.

Redacción. Más de 350 personas del municipio guatemalteco de Chichicastenango se han beneficiado de un proyecto impulsado por Cruz Roja –y apoyado por la Diputación de Córdoba- para dotar de medios de vida a un grupo de mujeres indígenas mayas-quiché, sometidas en muchos casos a una doble discriminación social y laboral.

Y es que en un país como Guatemala, donde la pobreza ronda el 35% y se dan tasas muy elevadas de analfabetismo entre la población indígena, la situación de las mujeres es especialmente difícil, excluidas de los procesos de desarrollo y con acceso por norma general a empleos por los que tan solo obtienen entre 20 y 40 quetzales (entre 2,3 y 4,7 euros) al día.

Para revertir esta realidad, Cruz Roja Guatemalteca, con el apoyo de su homóloga española y de administraciones públicas como la Diputación cordobesa –que aporta algo más de 14.000 euros a esta iniciativa- y el Ayuntamiento de Puertollano, desarrolla acciones dirigidas a hacer a las mujeres indígenas dueñas de su futuro.

Con ese objetivo, el proyecto las ayuda a rentabilizar mejor sus habilidades artesanales a través de una cooperativa y la puesta en práctica de nuevas técnicas productivas y de comercialización.

Pero además de mejorar sus capacidades productivas y sus conocimientos y habilidades en gestión empresarial, el trabajo de la institución humanitaria hace especial hincapié en materia de género, tratando de implicar en la intervención a toda la familia y haciendo ver a sus miembros que empoderar a estas mujeres es beneficioso también para ellos y para el conjunto de la comunidad.

Este proyecto forma parte de la colaboración entablada hace ya varios años entre la Cruz Roja Española y la Guatemalteca en diferentes municipios del país centroamericano para apoyar las iniciativas de distintos grupos de mujeres artesanas, concentradas geográficamente en el departamento de El Quiché.