La delegada de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María Isabel Baena, la directora de la residencia Córdoba Centro, Carmen Moreno, el subdirector General de Sanyres (a la derecha de la delegada), Jorge Borrego, y el Presidente de CÍES, Antonio Montaño.

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

La delegada de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María Isabel Baena, la directora de la residencia Córdoba Centro, Carmen Moreno, el subdirector General de Sanyres (a la derecha de la delegada), Jorge Borrego, y el Presidente de CÍES, Antonio Montaño.
La delegada de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María Isabel Baena, la directora de la residencia Córdoba Centro, Carmen Moreno, el subdirector General de Sanyres (a la derecha de la delegada), Jorge Borrego, y el Presidente de CÍES, Antonio Montaño.

Redacción. La delegada de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María Isabel Baena, ha visitado hoy 10 de marzo las instalaciones de la residencia Córdoba-Centro, de Sanyres, con motivo de la recepción del certificado QSostenible de respeto al entorno y la edificación. En este sentido, Baena ha destacado el trabajo de los “120 especialistas implicados diariamente en un atención de calidad a nuestros mayores”.

Según Baena, este certificado convierte a este centro en la primera residencia sostenible de España, Durante la visita posterior, la delegada ha destacado la importancia para la Administración de fomentar actuaciones orientadas en este sentido, reconociendo la importancia de que una residencia y empresa cordobesa se hayan convertido en las pioneras, fomentando estrategias sostenibles y marcando las pautas al resto de entidades.

En este sentido, la delegada ha expresado su satisfacción “porque un centro de Córdoba se convierta en la primera residencia para personas mayores de España que recibe esta certificación que es el resultado de un trabajo previo en equipo”. Asimismo Baena ha señalado que para la Junta de Andalucía “este reconocimiento tiene gran importancia, ya que no sólo es garantía de la eficiencia en el diseño y gestión del edificio, sino que también es  garantía de un ambiente saludable para sus residentes y trabajadores”.

La Junta de Andalucía mantiene un acuerdo de financiación del concierto de plazas  que suponen una inversión de 340.000 euros al año “para que estas personas reciban la atención que requieren para preservar su autonomía personal”.