Adesal en un partido reciente. Foto: Adesal

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Adesal en un partido reciente. Foto: Adesal
Adesal en un partido reciente. Foto: Adesal

Redacción. El Adesal intentará levantarse del palo sufrido tras la última derrota ante el Granollers midiéndose al Cleba, que marca la frontera con la zona de salvación. El conjunto fuensantino está fuera de distancia respecto de la zona de salvación y ha retomado el dudoso honor de ser el colista de la División de Honor.

Con este sombrío panorama se presenta mañana (18:00 horas) en el Palacio de los Deportes de León, uno de los santuarios del balonmano nacional, para medirse al Cleba, un rival que es su referencia visual de la salvación, puesto que la marca junto al Granollers con 8 puntos. Es decir, que una nueva derrota, le hundiría aún más en la clasificación, mientras que un triunfo le daría pie a pensar que en marzo puede recuperar parte de su permanencia, ya que también tendrá que medirse al Castelldefels, que también está en su misma situación.

En esta ocasión, Rafael Moreno vuelve a disponer de las diez jugadoras con las que tendrá que afrontar el tramo decisivo de la temporada. Porque de nuevo estará disponible Mar Sobrino, quien el pasado sábado no estuvo presente por motivos familiares tras el fallecimiento de su padre. Con la manchega, el conjunto fuensantino repartirá responsabilidades bajo el arco junto a Meriem Ezbida, si bien es cierto que no ha tenido una semana normal de entrenamiento.

Por lo demás, y pese a que el último encuentro se saldara con un golpe moral importante, el Adesal dejó trazas mejores de equipo. Con más orden en ataque, menos pérdidas de balón y más opciones en el juego.

Con todo, el Adesal sabe que se enfrenta a un equipo que dispone de algunas de las mejores individualidades de la Liga. De hecho, el conjunto leonés puede presumir de internacionales como la portera Cristina González o la extremo Raquel Caño, así como de la prometedora María O´Mullony.

En la ida, el Cleba dinamitó el partido mediada la primera parte con un parcial demoledor que le llevó a vencer por cinco goles de ventaja (25-30). Y esa renta podría ser importante en un futuro a largo plazo, aunque de primeras lo que necesita el Adesal es ganar para ratificar su mejoría.

El técnico de Adesal, Rafael Moreno, manifestó que “tenemos una doble cara porque están contentas con el nivel de juego mostrado, pero en los momentos decisivos el rival tuvo más acierto y suerte, algo que se unió a nuestro cansancio por tener una rotación menor”.

Sobre el partido afirmó que será “una final e imagino que el Cleba estará como loco por hundirnos en la pelea por el descenso porque eliminaría un rival. Somos equipos similares, aunque ellas tienen la ventaja de jugar en casa, además de contar con dos jugadoras que han sido internacionales como Cristina González o Raquel Caño. Aunque para el Adesal sería un verdadero impulso sacar adelante este partido”

Convocatoria: 

Meriem Ezbida, Arantxa Hernández, Isa Moreno, Alba Sánchez, Lulú Dascalu, Yacaira Tejeda, Amit Izak, Carlota Rubio, Masha Boklashchuk y Mar Sobrino.