Cruz Roja Juventud.
Cruz Roja Juventud.

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Cruz Roja Juventud.
Cruz Roja Juventud.

Redacción. Alrededor de 450 jóvenes cordobeses regalan su tiempo como voluntarios a Cruz Roja Juventud (CRJ), el área de la institución humanitaria encargada de promover el cambio social desde la infancia y la adolescencia, en busca de una sociedad plural, tolerante, solidaria y respetuosa.

Merced a ese espíritu solidario, más de 12.000 niños, adolescentes y jóvenes de la provincia se beneficiaron o participaron el pasado año en las actividades educativas, de prevención y sensibilización puestas en marcha desde Cruz Roja Juventud.

«Muchas personas jóvenes vienen a tener una experiencia solidaria, a probar el voluntariado. Cuando sientes que puedes ayudar a mejorar la vida de las personas que están pasando un mal momento, es cuando decides quedarte. Al final siempre decimos que el voluntariado te da mucho más de lo que aportas”, comenta Jesús Arias, director provincial de CRJ.

La situación de los colectivos atendidos por Cruz Roja Juventud sigue la tendencia general del impacto de la crisis en el conjunto de los colectivos con los que trabaja la organización, especialmente cuando hablamos de la infancia y juventud que está sufriendo directamente los efectos de la crisis socioeconómica.

Y es que, en el actual contexto, las situaciones de pobreza y exclusión que sufren muchas familias redundan de manera especial en los niños que tienen a su cargo, ya que cada vez son más frecuentes los casos de familias que no son capaces de afrontar los gastos derivados de la escolaridad, y esto incide directamente en el sentimiento de pertenencia de los menores a la escuela y, por tanto, en su rendimiento académico.

Por ello, la infancia es una de las áreas prioritarias del Llamamiento de emergencia ‘Ahora + que nunca’ lanzado hace un par de años por la entidad como respuesta a la crisis, y dentro del cual se engloban distintas acciones dirigidas a la promoción del éxito escolar y a combatir las carencias de diversa índole que los más pequeños puedan sufrir.

No obstante, en su búsqueda permanente del cambio social desde la infancia y la adolescencia, la rama juvenil de la organización mantiene en funcionamiento un variado repertorio de acciones y campañas de sensibilización sobre temáticas tan dispares como la prevención de conductas violentas, la educación en salud y sexualidad o la igualdad de género, entre otras.

De igual modo, el voluntariado de CRJ dinamiza un centro de mediación social y una ludoteca en el colegio Antonio Gala de la capital, así como la atención a los niños ingresados en el Hospital Reina Sofía de Córdoba.