Equipo Córdoba CF 1970-71.

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Equipo Córdoba CF 1970-71.
Equipo Córdoba CF 1970-71.

CBN. El Córdoba C.F. ha hecho historia. Han sido 42 años de sufrimiento y sueños incumplidos. Medio siglo de lucha y tesón. De subidas y bajadas.
Años de historia que comenzaban con su antecesor directo, el Real Club Deportivo Córdoba. Fundado en 1928 por la fusión de otros dos clubes cordobeses, el Real Córdoba Sporting Club y la Sociedad Deportiva Electromecánicas, terminaría disolviéndose el 31 de julio de 1954 a causa de las deudas acumuladas. Otro equipo de la ciudad, el Club Deportivo San Álvaro (fundado en 1951), se convirtió en heredero del club desaparecido, adoptando sus colores y distintivos y tomando el nombre de Córdoba Club de Fútbol. Lejos quedaba entonces la Primera Divisón. Asumió la presidencia Enrique Puga y se designó entrenador a Arcadio Martínez.

Fue en la temporada 56-57 cuando el Córdoba, como ocurriera hace dos años, emprendió -aunque lentamente- su vuelo a Primera. Los blanquiverdes anotaron 96 tantos en 38 encuentros. A dos goles y medio por partido. Entre su gran plantilla destacó el veterano Araujo.

Las siguientes temporadas fueron algo más flojas hasta que el equipo llegó a la inolvidable 61-62. Por primera vez en su historia el Córdoba C.F. asciendía a la élite del fútbol de una manera espectacular. El entrenador argentino Roque Olsen -que terminaría por retirarse en el equipo cordobés al finalizar la siguiente temporada- dispuso una plantilla excelente. Y es que, ya en la cuarta jornada, el Córdoba C.F. era líder después de golear 5-0 al Cartagena y a partir de la novena no perdió ese cetro en ningún momento.

Si en esta ocasión ha sido un equipo canario el que se disputaba con el Córdoba el ascenso, en aquella temporada 61-62 el rival en la lucha por subir fue el Málaga. Y la afición no fue muy distinta a la de hoy. Conscientes del momento histórico que vivía su club de fútbol, Córdoba se volcó en aquel 1962. Por delante, ocho años de gloria para los blanquiverdes, si bien la temporada 63-64 estará marcada para siempre por la tragedia ocurrida en la última jornada de liga. «La ciudad se había volcado para apoyar a su equipo en el decisivo partido para salvar la categoría ante el Levante. Casi todos los aficionados estaban ya dentro del campo. Faltaba un último transporte público de Aucorsa, el señalado con la matrícula MA-21929. Éste se detuvo en la Cruz del Rastro para que se apeara una mujer. Quedaban dentro once pasajeros, el cobrador y el conductor. Cuando éste último trato de enderezar el rumbo del vehículo la dirección no le respondió y tomó el pretil del río hasta caer en las aguas del Guadalquivir. Únicamente salvaron la vida el cobrador y un viajero. Nueve cordobeses y dos cordobesas perecieron».

La primera de esas temporadas, la 62-63, fue muy digna. El presidente era José Salinas y el entrenador seguía siendo el gran Roque Olsen. Tal y como informa el club en su web, «9.841 personas formaban el capital social de la entidad y el once tipo de aquella campaña era el formado por Benegas en la portería; Simonet, Mingorance y Navarro en defensa; Martínez y Costa en el centro del campo y Vázquez, Juanín, Miralles, Paz y Homar en ataque. Esa campaña el defensor Mingorance se convirtió en el primer jugador del Córdoba en defender a la selección española».

Hoy puede ser un gran día para el cordobesismo. Foto: Córdoba C.F.
Aficionados del Córdoba C.F. Foto: Córdoba C.F.

En la campaña 66-67 el Córdoba C.F. alcanzó su cota más alta en Copa del Rey. «En dieciseisavos de final eliminó al Atlético Ceuta (remontó un 4-2 adverso a domicilio venciendo en El Arcángel 5-0). En octavos la víctima fue el Europa del barrio de Gracia barcelonés (1-1 en la ida y 4-0 en la vuelta). El duelo de cuartos exigió un encuentro de desempate en Madrid después de sendos 1-1 en la ida y la vuelta. Así, el 18 de junio de 1967 el Córdoba disputó por vez primera -y última- en su historia unas semifinales de copa».

La temporada 67-68 fue especialmente dramática para el Córdoba. Más allá de lo deportivo, el fallecimiento en accidente de tráfico de uno de los jugadores más emblemáticos de la entidad, Ricardo Costa afectó mucho a la institución. Además, la permanencia en la élite resultaba cada vez más complicada y, así, al finalizar la temporada en el puesto trece, los cordobesistas se vieron obligados a disputar la promoción ante el Calvo Sotelo de Puertollano.

Fue en la siguiente temporada cuando el Córdoba C.F. caería a la Segunda División. En 1969, los blanquiverdes perdieron su plaza en Primera. Una plaza que, si bien volvió a ser blanquiverde en la temporada 70-71, se volvería a perder un año más tarde para no recuperarla hasta ayer.

Pero la caída del Córdoba C.F. no se quedaría ahí, aun tenían que bajar todavía más, hasta Tercera. El peor momento de la historia del club sería hace 31 años, en la 83-84. El Córdoba termina decimonoveno en su grupo de Segunda B bajando a Tercera, aunque volvería a ascender al año siguiente.

Ya no sería hasta la temporada 98-99 que el Córdoba lograse el ansiado ascenso a Segunda A. Tras ser tercero en su grupo (se clasificó para el play-off después de un choque ante el Plasencia) el Córdoba de Pepe Escalante superó al Cartagena en la liguilla por el ascenso. La suerte en Segunda A acabaría el 12 de junio de 2005. El 3-4 ante el Valladolid provocó el descenso, una vez más y por última vez, a Segunda B.

Años de grandes esfuerzos vendrían desde entonces, primero para volver a Segunda A, Se conseguiría el 24 de junio de 2007 en el oscense El Alcoraz con un gol lanzado de penalti de Dani. En aquella ocasión, también un 1-1 desató la euforia de la ciudad.

 Desde entonces el Córdoba ha luchado por su merecido puesto, como equipo de una gran ciudad que es, en la Primera División. Un equipo de valientes, de luchadores incansables y de entusiastas que, a pesar de haber permanecido hasta ahora sólo ocho temporadas en la máxima categoría del fútbol español, posee un récord difícil de batir, y es que en la temporada 1964-1965, el equipo blanquiverde tan sólo encajó dos goles en los 15 partidos de Liga que disputó como local. En aquella temporada ningún equipo derrotó al Córdoba en el Arcángel. Aquella histórica alineación estaba formada por Reina en la portería; Simonet, Mingorance y López en defensa; Martí y Ricardo Costa en el centro del campo y Luis Costa, Juanín, Miralles, Tejada y Cabrera en ataque.

Esperamos que cuando se cumplen cuarenta años de aquella temporada, el Córdoba C.F. bata su propio records y vuelvan a regalar a los cordobesistas una temporada de ensueño como la que acaban de vivir.