Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

hagase la luz
Exposición «Hágase la luz».

Redacción. El Hospital Reina Sofía de Córdoba acoge la exposición fotográfica «Hágase la luz» que ofrece una mirada al mundo de la donación y el trasplante de órganos con propuestas novedosas y muy sugerentes. La muestra simula un viaje que se inicia con la muerte y la donación para continuar con la vida y la felicidad que llegan después de un trasplante.

Esta propuesta expositiva ha sido realizada por alumnos del último curso del ciclo formativo de Fotografía Creativa de la Escuela de Arte Mateo Inurria de Córdoba y forma parte de las actividades que se llevan a cabo estos días en el hospital para celebrar la duodécima Semana del Donante, que este año está dedicada al 35 aniversario de la realización del primer trasplante. La exposición es fruto de un convenio firmado entre el centro educativo y el complejo sanitario.

La muestra, que se podrá ver durante todo el mes de junio, se apoya en materiales muy diversos con la fotografía creativa como vehículo transmisor de la importancia de la donación. Han participado 13 alumnos de la Escuela de Arte Mateo Inurria y Lourdes Cubero, que hace un año donó a su hija parte de su hígado. La exposición consta de cinco cuadros (de 1,50 por 1 metro) en los que se pueden ver fotografías en impresión digital sobre una lona en bastidor. La mirada siempre es cenital y todos los personajes que en las fotografías aparecen lo hacen sobre una camilla de hospital.

La primera de las cinco fotografías representa al donante y las otras cuatro a los receptores. Por ello, en la primera imagen, la persona aparece con los ojos cerrados y en las otras la expresión del rostro cambia completamente y se llena de alegría y gratitud por el regalo de vida recibido.

Por el espacio expositivo también se reparten otros elementos que logran crear un ambiente familiar y entrañable que invitan a reflexionar sobre esta materia. Entre estos materiales figuran lámparas circulares que aportan calidez al entorno e incluyen retratos de personas que interpretan los papeles de donante y receptor. La muestra se completa con globos rojos con nombres de personas y sus edades, en alusión a los beneficiarios de la generosidad de la donación.

La colaboración de la Escuela de Arte Mateo Inurria de Córdoba en actividades incluidas en las campañas de promoción de la donación se ha convertido en una práctica habitual. Han sido varias las exposiciones (de fotografías, de carteles, etcétera) e incluso el logo actual de esta campaña (el corazón en forma de regalo con la inscripción «Regala vida, dona órganos») es fruto de un concurso que se organizó con alumnos de esta escuela.

Actividad donación y trasplantes. Con una tasa de 52,3 donantes por millón de población, el Hospital Universitario Reina Sofía se sitúa por encima de la andaluza (35,2) y la nacional (35,1). Por su parte, las medias anuales en los países de la Unión Europea está en los 18 donantes por millón de población y en Estados Unidos es de 26 donantes por millón de población.

El Hospital Reina Sofía ha registrado un total de 18 donaciones multiorgánicas de enero a mayo de este año y se han realizado en el complejo sanitario 105 trasplantes de órganos y tejidos (19 renales, 19 de hígado, 6 de corazón, 14 de pulmón, 1 de páncreas-riñón, 25 de córnea y 21 de médula ósea).

Los profesionales del Hospital Universitario Reina Sofía han realizado un total de 6.172 trasplantes de órganos y tejidos desde que se puso en marcha el programa de donación y trasplante en el complejo sanitario hace ya 35 años. Numerosos hitos jalonan la historia del programa estrella de este hospital, que se sitúa entre los principales referentes en donación y trasplante a nivel nacional. Del histórico de trasplantes realizados en el Hospital Reina Sofía, 1.392 son renales, 1.124 hepáticos, 593 cardíacos, 431 pulmonares, 186 de páncreas, 982 de córnea y 1.464 de progenitores hematopoyéticos.

Por otra parte, el programa de asistencia ventricular del Hospital Reina Sofía incluye la terapia de oxigenación por membrana extracorpórea (ECMO) y el corazón artificial (Berlin Heart). El primero es un dispositivo de corta duración (desde unos días hasta un mes como máximo) que sustituye temporalmente la función del corazón y los pulmones. El centro cordobés fue el primer hospital andaluz en usar este mecanismo que permite mantener al paciente hasta que los órganos mejoren. En cuanto al corazón artificial, se usa como puente a un futuro trasplante y permite mantener en buenas condiciones al paciente pediátraico para la intervención cuando se produzca la donación.

En el Hospital Reina Sofía se han usado ambos dispositivos (el corazón artificial y la Ecmo) más de 55 ocasiones durante los últimos 5 años. Muchas veces, los pacientes se conectan a la Ecmo de manera urgente ante situaciones muy críticas y cuando se encuentran más estables se plantean el uso del Berlin Heart hasta que llegue el trasplante. El empleo de técnicas y soportes de estas características en las unidades de cuidados intensivos infantiles contribuye a que disminuya la mortalidad y a que los niños se encuentren en mejores condiciones para poder optar a un trasplante de corazón.

Muro Adif Donación de órganos.
Muro Adif Donación de órganos.

Semana del donante. La nueva edición de la Semana del Donante, que es la actividad central de la campaña promocional del hospital, llega hoy a su fin después de cinco días de intensa actividad en los que se han celebrado numerosas iniciativas para llamar la atención de la sociedad y para que el mensaje de la donación llegue a todos los sectores.

Esta semana han pasado por el hospital el torero Miguel Báez «El Litri», el cantaor Arcángel, los también intérpretes India Martínez y Juan Valderrama y el coreógrafo Javier Latorre. También se ha inaugurado el muro de libre expresión de Adif con mensajes a favor de la donación y la marcha por la donación.

Durante toda la semana, de lunes a viernes, las asociaciones de pacientes trasplantados de riñón, corazón, hígado y pulmón han presidido las mesas situadas a la entrada del edificio de Consultas Externas para informar a quienes se acerquen y hacerles entrega del documento que les acredita como donante de órganos.

Promoción. Entre las iniciativas que ya se han desarrollado este año (dentro de la campaña) figuran la inauguración del jardín de los trasplantes, una suelta de globos rojos con el lema de la donación «Regala vida, dona órganos», la celebración de la ‘Semana de la vida’ en el Mercado Victoria y la reunión de profesionales del taxi en la feria para renovar el acuerdo de apoyo a la donación. Además, entre las actividades aún pendientes llama especialmente la atención una de ellas: vídeos en Youtube en los que caras conocidas felicitan a los profesionales del hospital en su aniversario y animan a la donación (ya han participado Concha Velasco, Juan Echanove, Mikel Erextun, Medina Azahara y Los Morancos, entre otros).

La campaña de promoción de la donación de órganos del Hospital Reina Sofía se ha colado durante los últimos 6 años en todos los rincones de la ciudad. El corazón rojo envuelto por el lazo a modo de regalo (el logo de la campaña) ha viajado en taxi, en autobús, en bicicleta, a pie, se ha colado en las aulas escolares y los parques de bomberos. Se han puesto la camiseta y han recibido el carné de donante policías, periodistas, toreros, cantantes, humoristas, escritores, actores, militares, poetas y deportistas. Además, el corazón ha sido protagonista de exposiciones, libros, conciertos, galas, talleres en institutos y otros encuentros culturales y deportivos celebrados en Córdoba bajo el paraguas de la donación.

Inicios y trayectoria. Este hospital andaluz encuentra en el programa de trasplantes su principal seña de identidad. El 6 de febrero de 1979 se puso en marcha el motor. Se hizo el primer trasplante, fue un injerto renal y lo recibió Miguel Berni, un enfermo renal. La incorporación de los programas ha sido progresiva, fundamentalmente en la década de los 80. Dos años después del primer trasplante renal se efectúa el primero de progenitores hematopoyéticos -médula ósea- (1981) y, a continuación, el primero renal de donante vivo (1985). Le siguen, en 1986, el de corazón; en 1988 el de páncreas y en 1989 el de hígado. En la década de los noventa se inicia el programa de trasplante de córnea, en 1992, y el de pulmón, en 1993.

Pocas actividades sanitarias tienen tanta complejidad e implicación social como los trasplantes, por dos motivos principales: porque es preciso disponer de equipos de profesionales altamente cualificados las 24 horas y que la generosidad de la sociedad se presente en forma de órgano o tejido. Ambos requisitos se dan la mano aquí, en el Hospital Reina Sofía, en Córdoba, que figura entre las provincias más solidarias de España, y del mundo. El hospital ha sabido conectar con la sociedad y la población le ha respondido con generosidad.

El Hospital Reina Sofía está acreditado por parte del Ministerio de Sanidad como centro de referencia nacional para trasplantes infantiles de hígado, pulmón, corazón y médula ósea, así como para el implante de pulmón y páncreas en adultos. Esto significa que cualquier enfermo del territorio nacional que necesite alguno de estos injertos puede ser tratado en Córdoba. Además, es centro de referencia en Andalucía para trasplantes de corazón y también de hígado infantil, de hígado de donante vivo adulto e infantil, de pulmón y cardiopulmonar, tanto para adultos como en niños.